miércoles, 7 de mayo de 2014

La otra Sue Grafton



Sue Grafton en la librería Negra y Criminal, de la Barceloneta.
(Rosa Mora)

Kinsey y yo, de la escritora norteamericana Sue Grafton, es una agradable sorpresa. No tanto por los relatos sobre su detective Kinsey Millhone, protagonista de la serie Alfabeto del crimen, que son excelentes, como por los 13 protagonizados por Kit Blue, una versión más joven de Millhone, que tienen un alto contenido autobiográfico.  El libro incluye reflexiones de la escritora sobre el género negrocriminal, feliz denominación que han inventado Montse Clavé y Paco Camarasa de la librería de la Barceloneta.

Sue Grafton (Louisville, Kentucky, 1940) se sirve de Kit Blue para explicar los problemas que sufrió durante su infancia, adolescencia y primera juventud, un periodo “confuso y caótico” de su vida, como cuenta en la introducción. Hija de padres alcohólicos, tuvo que aprender a valerse por sí misma a partir de los cinco años. Su padre, C. W. Grafton, escritor a tiempo parcial de novelas policiacas, se tomaba dos chupitos de whisky antes de ir a trabajar. Su madre,  Vivian Harnsberger, hacía lo mismo pero se tumbaba en el sofá del salón. Su padre compaginaba la bebida con el trabajo; su madre emprendió un camino de autodestrucción. Intentó suicidarse dos veces. Vivió una “angustia secreta y dolorosa", que Kit/Sue no acertó a comprender.

Son relatos muy breves, narrados en tercera persona, amargos y sin pizca del humor que caracteriza a Kinsey Millhone (no es casual, por cierto, que los padres de la detective murieran en accidente de coche cuando ella tenía cinco años). Grafton escribió los relatos de Kit Blue en la década posterior a la muerte de su madre. “Simbolizan mi forma de aceptar lo mucho que me duele su ausencia”, afirma. Se casó muy joven, para huir de la deprimente vida familiar y empezó pronto a escribir guiones de películas para televisión. Lo siguiente que aprendió es que podía utilizar sus recuerdos para adentrarse en lo más profundo de la relación que mantuvo con su madre. En estos 13 relatos, la escritora nos muestra la agonía de Vivian hasta su muerte, el nuevo matrimonio de su padre y la venta de la casa en que vivieron. Son conmovedores.

Kinsey Millhone nació también como una especie de exorcismo, tras la desastrosa experiencia familiar de Grafton, un matrimonio espantoso y un divorcio horrible. La primera idea sobre la detective se le ocurrió hacia 1977, explica en el libro. Trabajó en el personaje y en el original Alfabeto del crimen varios años: el primer título de la serie, A de adulterio, se publicó en inglés en 1982.

Millhone es el alter ego de Sue Grafton. “La persona que podría haber sido de no haberme casado y haber tenido hijos tan joven”. El Wolkswagen Escarabajo que tiene Kinsey (hasta G de guardaespaldas) es el mismo que condujo la escritora durante años y, como ella, también posee un vestido multiusos. Asegura la escritora que el humor, las observaciones ácidas y la ternura que aparecen en las novelas son aportaciones de Kinsey.

Los relatos de la detective aparecieron en diversas revistas y antologías entre 1986 y 1991, y excepto El juego de las mentiras, que escribió por encargo, fueron editados y publicados por su marido, Stephen Humphrey, a través de su empresa Bench Press en una tirada reducida y numerada de 300 ejemplares. En ellos, encontramos todas las claves de Kinsey Millhone, a quien su creadora situó en la década de los ochenta en la imaginaria Santa Teresa, a  150 kilómetros de Los Ángeles, en homenaje al Ross McDonald de El blanco móvil y otras novelas, que bautizó así la Santa Bárbara californiana.

Kinsey envejece un año por cada dos libros y medio, así que está obligada a investigar a la antigua, sin las técnicas forenses actuales ni las nuevas tecnologías. En estos relatos tiene 32 años, excepto en El juego de las mentiras, en que ya está en los 37. Casi todos ellos versan sobre la codicia, la venganza o los amores contrariados y confirman que la escritora se mueve tan bien en los textos largos como en los cortos.

Kinsey y yo es un libro ideal para los seguidores de Alfabeto del crimen y también para quienes quieran descubrir quiénes son Sue Grafton y Kinsey Millhone.

Kinsey y yo
Sue Grafton
Traducción de Victoria Ordóñez Diví
320 páginas 19 euros. Ebook: 12,99 euros



No hay comentarios:

Publicar un comentario